Pierre van Hooijdonk - Nottingham Forest Football Club

La vuelta de un gigante

Comparte la esencia BRIT

El fútbol inglés sonríe. El Nottingham Forest regresa a la Premier League, después de 23 años de espera. El conjunto liderado por Steve Cooper derrotó al Huddersfield, en Wembley, y firmó un ascenso que pocos esperaban.

El Nottingham Forest es uno de los pesos pesados en Inglaterra. Fundado en 1865, tiene mucha historia para repasar, pero momentos sin igual cuando se lo pone en la balanza contra otros clubes del máximo circuito.

La época más gloriosa de los Tricky Trees fue entre 1978 y 1980. Ganó la First Division, en 1978, y levantó la Copa de la Liga, en 1978 y 1979. Además, se quedó con la Copa de Europa, en 1979 y 1980. Se dice pronto.

Su único título liguero se lo ganó mano a mano a los pesados de Merseyside: Liverpool y Everton, mientras que las Copas de Europa se las arrebató al Malmö y al Hamburgo.

No se puede hablar de los logros del Nottingham Forest sin mencionar al mítico Brian Clough. Su figura es central en la historia de la institución. Solo comparado con lo que Sir Alex Ferguson significa para el Manchester United o lo que representa Bill Shankly para el Liverpool. Brian Clough es un sinónimo del Forest; lo entrenó de 1975 a 1993. Una barbaridad. El club no se llama Brian Clough FC de milagro.

Clough se fue del Forest con el club en Premier League y habiendo dejado jugadores de bastante cartel; formados y guiados por él mismo: Stuart Pearce, Roy Keane y Teddy Sheringham. Casi nada…

La última aventura de los Tricky Trees en Premier League fue hace 23 años, en la campaña 1998/1999. El equipo había logrado el ascenso desde la First Division (Championship), junto al Boro y al Sunderland. El conjunto protagonista de este artículo tuvo al segundo mejor goleador de aquella campaña, el neerlandés Pierre van Hooijdonk. Un delantero de élite bastante atípico; su espigada figura no era pretexto para que se manejara a baja velocidad en la cancha; aprovechaba bien su zancada y era dueño de un golpeo extraordinario en pelota quieta. Años después deslumbró Zlatan con un perfil bastante semejante, pero esa es otra historia.

Con la continuidad del entrenador, Dave Bassett, y el neerlandés como estandarte, el Forest intentó asentarse en la Premier… pero todo fue siempre mal. Por ejemplo, tuvieron una racha muy pobre de solo una victoria, en 25 juegos de liga. El Nottingham Forest finalizó en el último lugar de la tabla, con un total de 7 victorias, 9 empates y 22 derrotas y con la defensa más goleada (69 tantos encajados).

Además, como si fuera poco, van Hooijdonk, se ausentó sin permiso antes del comienzo de la temporada tras la venta de su compañero de ataque, Kevin Campbell. Regresó en el mes de octubre, pero el equipo ya estaba metido en problemas de descenso y era demasiado tarde para salvar el puesto de Dave Bassett. Llegó el legendario Ron Atkinson, pero ni eso logró salvarle de ir a segunda.

Una campaña muy mala (apenas 30 puntos), que tuvo como momento más destacado una victoria en Goodison Park, por 1-0, junto a tres triunfos seguidos al final de la temporada (sucedió con el descenso ya consumado). Anfield y Old Trafford fueron testigos de los peores resultados del Nottingham Forest aquella campaña: caída ¡5-1! en casa del Liverpool y derrota ¡8-1! ante el Manchester United.

Aquel Forest jugaba bajo un clásico 4-4-2, como varios equipos en aquellos días. Los hombres que se presentaron regularmente con el club fueron el veterano arquero local David Beasant; por derecha estaba el noruego Ståle Stensaas, mientras que en el centro de la zaga aparecían Jon Olav Hjelde y el mítico Carlton Palmer; Alan Rogers, cubría casi siempre el costado izquierdo de la defensa.

En el medio campo solíamos ver dos extremos y dos interiores. Por fuera, el galés Andy Johnson (no confundir con el delantero inglés) y John Harkes, uno de los primeros jugadores estadounidenses de la Premier. En el centro del campo destacaban el escocés Scot Gemmill y el inglés Steve Stone (muy querido por los aficionados del club).

Adelante, jugaban el neerlandés Pierre van Hooijdonk y el francés Jean-Claude Darcheville; dos delanteros con perfiles distintos. El galo, por ejemplo, era parecido a Jimmy Floyd Hasselbaink, con sus particulares diferencias.

El juego solía ser por las bandas, con acentuados balones largos y pivoteo para el apoyo con delanteros o interiores; algo tan clásico como el Fish and Chips.

Desde entonces los Tricky Trees pasaron 23 años lejos de la Premier League. Incluso, estuvieron en League One desde 2005 hasta 2008.

David Platt, Micky Adams, Paul Hart, Joe Kinnear, Gary Megson, Mick Harford, Frank Barlow, Colin Calderwood, Billy Davies, Steve McClaren, Steve Cotterill, Sean O’Driscoll, Alex McLeish, Stuart Pearce, Dougie Freedman, Paul Williams, Philippe Montanier, Gary Brazil, Mark Warburton, Aitor Karanka, Simon Ireland, Martin O’Neill, Sabri Lamouchi, Chris Hughton, Steve Cooper… ¡25 entrenadores pasaron para devolver al Forest al máximo circuito del balompié inglés! Varios nombres de prestigio, pero solo uno dio con la tecla… el galés Cooper.

¿Habrá “The Tricky Trees” para rato? Allá por enero 2023 tendremos una idea más concreta del tema. Por ahora es muy pertinente celebrar.

✍️ Robbie Ruud

(20/06/2022)

The following two tabs change content below.
Redacción Premier League

Redacción Premier League

Nuestro rincón de la mejor liga del mundo. Iluminados por las luces de la Premier League. Los mejores, en un solo lugar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *