1973: Billy Bremner (left) and Leeds Manager Don Revie (right) chat before the FA Cup final against Sunderland at Wembley Stadium in London. Sunderland won the match 1-0. (Photo by Getty Images)

Don Revie y el ‘Dirty Leeds’

Comparte la esencia BRIT

Harvey, Madeley, Bremner, Hunter, Lorimer, Giles, Gray… Estos son algunos de los jugadores que, de la mano de Don Revie, consiguieron darle gloria a la ciudad de Leeds durante la década de los 60′ e inicios de los 70′. Conocido por su dureza, el conjunto de West Yorkshire, al cual se apodó como ‘Dirty Leeds’, logró causar temor en toda Inglaterra.

Donald George Revie nació el 10 de julio de 1927 en Middlesbrough, mismo lugar de nacimiento del que sería su peor ‘enemigo': Brian Clough. Don llegó a Leeds como jugador en invierno de 1958, después haber estado en Leicester, Hull City, Manchester City (ganó una FA Cup y fue galardonado como “Footballer of the Year”) y tras dos decepcionantes campañas en Sunderland, que costaron el descenso de los Black Cats. Su fichaje costó 14.000 libras.

Dos temporadas después, a los 33 años, Don Revie se convirtió en entrenador-jugador del club.

Uno de los primeros grandes cambios que Revie llevó a cabo fue el de modificar el ya típico amarillo de las camisetas por el blanco que conocemos hoy en día. Esto se dio porque Don quiso imitar el color de la vestimenta del Real Madrid, el mejor equipo durante aquellos tiempos. 

Don Revie era un tipo muy supersticioso. Utilizaba la misma chaqueta azul en todos los partidos y una vez hizo llamar a una gitana de Scarborough para que llevara a cabo un exorcismo en Elland Road.

También fue uno de los pioneros en la importancia de la nutrición en el fútbol y el espíritu de equipo, lo que hizo a Revie llevar a sus jugadores al Bingo para crear cohesión de grupo. Además, era conocido entre los suyos por ser muy controlador en todos los ámbitos del juego. Revie tenía carpetas llenas de documentos que hablaban de los puntos fuertes y débiles de cada uno de sus rivales en liga y también sobre todos los árbitros y sus tendencias a la hora de pitar.

Don Revie influía en las vidas privadas de sus futbolistas hasta el punto de tener que aprobar las chicas con las que estaban o de pagar las multas para que sus jugadores no tuvieran problemas. Hacía lo que fuera necesario para partir siempre con ventaja ante su rival. También implementó el llevar traje y corbata a todas las convocatorias e hizo crear chaquetas de entrenamiento para cada uno de los jugadores.

Aquel Leeds fue famoso por su dureza y porque logró imponerse a grandes históricos, como el Manchester United de Matt Busby o el Liverpool de Bill Shankly. Ganó dos Ligas (1968/69, 1973/74), una FA Cup (1972), una Copa de la Liga (1967/68) y dos Copas de Ferias (1967/68, 1970/71).

Pero los inicios no fueron fáciles. En su primera temporada con Don Revie como entrenador, el Leeds United acabó decimocuarto en Segunda División. 

En la temporada 1962/63 las cosas empezaron a cambiar. La gente empezó a ir más al estadio y el equipo acabó en la quinta posición. Pero no fue hasta su tercera campaña como entrenador, 1963/64, cuando todo mejoró. Ese año se proclamaron campeones de la Segunda División y con el ascenso a Primera, el nombre de Don Revie empezó a ganarse cierta reputación.

Durante aquel verano ocurrieron grandes cambios. Billy Bremner, quien solía ser un extremo pasó a jugar en el centro del campo. Jugadores como Johnny Giles y Alan Peacock se incorporaron para fortalecer el equipo y Norman Hunter, quien acabaría teniendo una gran carrera en el club, fue ascendido del filial.

El ‘Dirty Leeds’ se estaba empezando a conocer por su dureza física y un estilo poco vistoso dentro del campo, pero para ellos no era solo eso, como dijo Peter Lorimer (jugador del Leeds): “Ese equipo se basaba en la lealtad, si alguien me pateaba, nos pateaba a los 11 que estábamos en el campo.” Y así fue como el Leeds United empezó a intimidar a sus oponentes hasta llegar a la fama.

En su primera temporada en la máxima categoría, con Don Revie, los Whites alcanzaron la final de la FA Cup (Derrota 2-1 ante el Liverpool, en Wembley). En la siguiente temporada, 1965/66, lograrían un segundo puesto en Liga y llegarían a la semifinales de la Copa de Ferias donde caerían eliminados por el Zaragoza. Una anécdota de aquel partido fue que Don Revie llamó a los jardineros del estadio para que tiraran mucha más agua de lo normal para dificultar el juego de los Maños. Terminaron perdiendo (1-3).

Las derrotas los acompañarían un año más, cayendo en la final de la Copa de Ferias ante el Dinamo de Zagreb y siendo eliminados en semifinales de la FA Cup. Un decepcionado Don Revie tiró hacia adelante y no fue hasta la temporada 1967/68 donde los títulos comenzaron a llegar. Aquel año, levantaron la Copa de la Liga ante el Arsenal y la Copa de Ferias ante el Ferencvaros de Hungría.

La ciudad de Leeds estaba ilusionada y contenta. La temporada siguiente, 1968/69, lograrían el título más deseado por cualquier aficionado inglés, el Campeonato de Liga. Esa misma temporada consiguieron dejar la portería a cero en 24 ocasiones, marcando la importancia que tenía la defensa. Ese verano se incorporaría Alan Clarke, quien posteriormente sería el delantero centro titular y artífice de la mayoría de los goles del equipo.

Los títulos seguían apareciendo en las vitrinas de los de Yorkshire, pero las críticas seguían ahí, de la mano de uno de los entrenadores del momento, Brian Clough, quien públicamente afirmó odiar el estilo de juego del Leeds y con quien Don Revie acabaría teniendo una gran rivalidad.

En la temporada 1970/71 se proclamarían campeones de la Copa de Ferias, por segunda vez en tres años, y posteriormente en la campaña 1971/72 lograrían levantar el único título que les faltaba, la FA Cup. Hazaña que estuvieron a punto de repetir el año siguiente, pero el Sunderland, que militaba en la Segunda División, se impuso al conjunto de Revie, dando la sorpresa y siendo el único equipo de la historia que ha ganado una FA Cup estando en Segunda.

Ese mismo año llegarían a la final de la Cup Winners’ Cup o Recopa de Europa donde se enfrentaron al Milan. Esa final pasaría a la historia por ser acusada de amaño y cuyo árbitro sería suspendido de por vida de su profesión. Perdieron 1-0.

La temporada siguiente fue la última para Don Revie quien aceptó la oferta para convertirse en seleccionador de Inglaterra. Se despidió a lo grande, ganando su segundo título de liga con el Leeds United, concediendo tan solo 13 goles fuera de casa.

Don Revie no pudo triunfar como entrenador nacional. Jugó 15 partidos y no pudo clasificarse para el Europeo. Su reemplazo en el banquillo del Leeds fue, para sorpresa de todos, Brian Clough, quien duró 44 días en el cargo y durante ese tiempo gastó más dinero en fichajes que Revie en sus 13 años al frente del club.

El único título que le faltó a ese Leeds fue la Copa de Europa, pero no se puede decir que no lo intentaran. La temporada siguiente a la marcha de Revie, y con Brian Clough fuera del cargo, el Leeds United, de la mano de Jimmy Armfield, logró llegar a la final del torneo. Allí, fue derrotado por el Bayern Munich de Müller y Beckenbauer (2-0). Aunque los aficionados mostraron su descontento. Fue un arbitraje muy dudoso… el árbitro anuló un gol y no vio un claro penalti.

La historia marcó que Don Revie acabaría entrenando en los Emiratos Árabes y el Leeds no ganaría otra liga hasta el año 1992.

(07/04/2020)

The following two tabs change content below.
Àlex Baños

Àlex Baños

Catalán. Amante del fútbol británico. Guardiolista. Kevin De Bruyne.
Àlex Baños

Latest posts by Àlex Baños (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *